El consejo más costoso

Cordial saludos amigos.

A lo largo de la historia, los tiempos han cambiado y seguirán cambiando en la medida que continuemos con nuestra «evolución».

El los años 30’s una noticia tardaba aproximadamente 1 año, en dar la vuelta al mundo; en los 50’s algunos meses y hoy en día es en cuestión de segundos que podemos acceder a la información y a los sucesos que marcan nuestra vida cotidiana.

Tuvimos la era agraria, la era industrial y hoy en día, gracias a nuestros avances en tecnología estamos en la era de la información, en donde los cambios son cada vez más rápidos y la necesidad de adaptación por parte nuestra es cada vez mayor.

Y con nuestros amigos, no es diferente; hace poco hablaba con algunos de los miembros de nuestra Tropa Canina Running Paws acerca del porque los perros de los tiempos de nuestras abuelas, nunca necesitaron ser adiestrados, o contar con asistencia «sicológica» como hoy en día; en respuesta a eso, les comentaba que habían dos aspectos que influían en esto:

– Antes no existía consciencia acerca de que los animales son seres vivos que sienten y necesitan de nuestros cuidados y nuestra asistencia.

– En esos tiempos, los perros eran tratados más como lo que son: perros o animales y podían desarrollar mucho mejor sus instintos potenciales para poder enfrentar con entereza los desafíos de supervivencia diaria, lo cual evitaba el desarrollo de conductas nocivas como las que vemos en la actualidad.

Un aspecto que hay que tener muy en cuenta en nuestra era de la información, es que cualquier persona tiene la libertad de expresar todas sus opiniones, experiencias o conocimientos y en un buen número de casos, nos sesgamos creyendo o tomando partido respecto a una situación particular.

Por ejemplo: en las redes sociales, con mucha frecuencia, veo como dueños de perritos, exponen situaciones particulares, esperando el consejo más costoso: el gratuito; cosas como:

«Mi perro se comió una culebra, creo que esta envenenado, que me recomiendan que debo hacer?» haciendo este tipo de preguntas a una cantidad de gente, que en su mayoría solo puede opinar al respecto, en lugar de hacer lo propio, que para el caso del ejemplo es llevar de forma inmediata el perrito al veterinario; en estos casos puntuales el manejo del tiempo puede representar la diferencia entre la vida y la muerte.

Siempre me he preguntado ¿porque lo hacen?, para llamar la atención?, para ahorrarse unos cuantos pesos, olvidando el compromiso personal y económico que conlleva tener una mascota? Si bien es cierto que en las redes sociales podemos encontrar buena información, también es cierto que se encuentran muchas opiniones y no debemos olvidar que las opiniones distan mucho de los hechos.

Por eso amigos, los invito a apelar al sentido común en lo que se refiere a sus perritos, todos ellos son diferentes, las patologias, comportamientos y demás; ellos no son máquinas que vienen con número de referencia y deben ser tratados como individuos únicos de acuerdo a su situación particular; lo que sirve para uno, puede que no funcione para todos. No busquen el consejo más costoso (el gratuito), apóyense en personas idóneas, en personas que realmente puedan ayudar a resolver su problema y el de su perrito.

Saludos y por favor tengan siempre en cuenta: las opiniones distan mucho de los hechos.

Un abrazo.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Tus Pedidos

Cart is empty

0