ENTRENADOR PERROS BOGOTA

Miedo a la pólvora: Aquí algunas recomendaciones…

En muchos casos los miedos de nuestros amigos peludos, son transferidos voluntaria o involuntariamente por sus propietarios. Sin embargo hay miedos que pueden ser innatos en nuestros perritos y las causas pueden variar desde la raza hasta un destete prematuro.

Antes de entrar en materia, es importante entender que en los animales al igual que en nosotros, el miedo es una emoción natural que en muchos casos nos sirve para evitar o salir ilesos de una situación que represente algún riesgo para nosotros.

Algunas razones innatas del nerviosismo canino:

– Destete prematuro (separar al cachorro de su madre antes de los dos primeros meses de vida).

– Predisposición de la raza (Border Collie, Pastor Belga, Doberman, entre otros); esto no quiere decir que todos los perros de estas razas son nerviosos, es solamente una generalidad y cada perro debe ser evaluado como individuo independiente.

Algunas razones del miedo transferido por propietarios:

– La sobre protección y exceso de afecto.

– Humanización del perro (tratarlo como humano)

– Falta de socialización con humanos, perros y la vida cotidiana.

Ante la pólvora y la pirotecnia, son diversas las reacciones que tienen los perros nerviosos, estos:

– Pueden salir huyendo en búsqueda de un lugar seguro.

– Ladrido nervioso y excesivo.

– Falta de atención y dificultad para concentrarse.

Independientemente de cual sea la causa del miedo de nuestro perrito, es MUY IMPORTANTE, tener en cuenta la técnica de desensibilización sistemática, que consiste en:

– Asegurarnos de tener a nuestro perros con su trailla y collar, para evitar que se escape.

– No tener contacto físico ni visual con nuestro perrito, ya que esto puede estimular su reacción.

– Por ningún motivo acariciar ni tocar al perro, la caricia es un estimulo que ellos interpretan como positivo y lo que haces es incrementar este tipo de conducta.

– NO castigar, ni corregir, ni catalogar al perro como cobarde.

– Regular nuestra energía y no entrar en pánico, actuar con naturalidad, de esta forma nuestro perrito poco a poco se acostumbrará y se dará cuenta que la pólvora y la pirotecnia son parte de la vida humana.

– Estando en un ambiente tranquilo (en la casa, por ejemplo), haz reproducir elementos audio visuales con sonidos fuertes (truenos, relámpagos, pirotecnia, entre otros), primero a bajo volumen y luego vas incrementando el sonido en la medida que tu perrito reacciona positivamente (ósea, tranquilo, sin alterarse); es muy importante estar atentos de la reacción del perrito, pero sin tener contacto físico ni visual con él.

Espero este artículo, sea de utilidad para que sus amados amigos aprendan a vivir una vida tranquila con nuestras costumbres humanas.

Recuerden, un perro nervioso o fácilmente excitable, no es un perro equilibrado, el logro del equilibrio, dependerá en gran medida de tu ayuda, comprensión y acción.

Saludos.

Harold Penna Coordinador General Running Paws

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Tus Pedidos

Cart is empty

0